Capítulo 14 – Los barracones

En este capítulo vamos hablar un poco sobre los barracones, que fueron dependencias, o naves prefabricadas que el I.N.C. (Instituto Nacional de Colonización) entregaba a los colonos que venían de otros pueblos, porque todavía no estaban terminadas las casas, donde después se alojarían. Cuando se marchaban los colonos de los barracones, para vivir en sus casas ya terminadas, tenían la obligación de dejarlas en buenas condiciones de aseo, para que se metieran otros colonos que llegaban después.

Estos barracones (treinta y nueve) estaban ubicados a lo largo de la ronda norte de nuestro pueblo, desde el colegio público San Isidro, y el polideportivo la Era, todo el paseo enfrente de la casa de La Sra. Mariana, y la Sra. Francisca, así como las traseras de las casas de la calle Constitución, también había barracones en los solares de lo que es hoy la calle Hernán Cortes (También llamados las casas de los pitufos).

Como podemos deducir de la fotografía que les adjunto, estos barracones estaban distribuidos de la siguiente manera, once barracones en vertical y diecinueve barracones en horizontal a la acera de la ronda norte, empezando desde el parque hasta la calle mayor, desde la calle mayor a la calle larga, uno en vertical y en horizontal dos barracones uno de cuatro y otro de ocho viviendas.

Y en la calle Hernán Cortes, seis barracones de ocho viviendas en horizontal, por lo que en total eran treinta y nueve, la diferencia era que los de la zona del parque hasta la calle Larga eran todos de cavidad para cuatro familias, menos uno que era de ocho y los de la calle Hernán Cortes, eran todos de ocho.

Por cada barracón de cuatro familias había otro de la misma capacidad, para meter el ganado, así como los barracones con capacidad para ocho familias, también tenían otro de la misma capacidad para el ganado. Esto lo pueden apreciar ustedes en los barracones que tenían chimeneas, que eran para vivir las personas y los barracones que no tienen chimeneas, para el ganado.

Estudiando las fotografías que adjunto en este capítulo y también por lo que nos han comentado personas que se acuerdan y que vivieron en dichos barracones, estos eran los planos de los barracones de nuestro pueblo.

Como podemos apreciar en la fotografía de más abajo número 05, los tejados de los barracones eran de cartón piedra o cartón de brea, por lo que el color de los techos eran negros.

Las procesiones de nuestro pueblo pasaban por los barracones, las cuales se decoraban, al igual que se hace ahora. Las fotos siguientes podemos ver la procesión del día del Corpus, pasando por entre las calles de los barracones.

Y también en la ronda norte entre las casas de colonos y los barracones, un altar, con todas las vecinas de aquellos tiempos. Si os paráis a contemplar dicha foto conoceréis a casi todas las mujeres que están en la misma.

Carmelo Plaza Casco

1 comentario en “Capítulo 14 – Los barracones

Deja un comentario

Compartir9
Twittear
+1
9 Compartir